Ediciones Rotura en DAU. Entrevista con Arturo García.

Arturo Garcñia, 1936 Guerra Civil

Arturo García en plena faena (feria Jugar por jugar de Granollers)

Ya decíamos en la anterior entrada que los próximos 15 y 16 de diciembre se celebra el festival DAU de  Barcelona. Dentro del completito programa quiero destacar la presencia de la editorial Rotura, que esconde a Arturo García el editor y autor de 1936. Guerra Civil. No sé si está sumara la entrevista 1936 pero le he querido hacer una, para que le conozcáis un poquito más. Y sobre todo animaros a que aprovechéis que está en las jornadas y os juguéis una partida con él a su juego. Solo por eso las DAU se convertiran en unas jornadas inolvidables.

Arturo, eres ya un clásico de las ferias y festivales de juegos de mesa. ¿a cuantas has acudido?
¡Pff! Espera que mire mis notas y cuente…
Suman 39 eventos. He usado mi hoja de cálculo de gastos, con lo que igual alguna cosa por Madrid se me ha escapado al no implicarme gastos (recuerdo unas jornadas en un hotel organizadas por Generación-X, por ejemplo), así que seguro que he superado los 40 eventos.

¿Y siempre con el mismo juego?
Sí, siempre con “1936 guerra civil”, mi único juego creado y (auto)editado.
Para mí es muy difícil hablar “un poco de él”. Me podría pasar horas haciéndolo. :) (esto último no hace falta que lo pongas ^_^)
“1936 guerra civil” se puede ver de varias formas. Es un juego, con las connotaciones lúdicas que ello implica. También es una obra en torno a la guerra civil –al igual que puede haber películas o libros– en un intento de ofrecer una visión panorámica del conflicto usando al máximo todo el potencial gráfico (cartelería y fotografía) que se encuentra en los archivos históricos, sin entrar a juzgar o explicar sino tan sólo a mostrar los elementos que tuvieron un papel en la contienda. Y también es una aventura personal, no planteada como negocio sino como reto de sacar adelante una tirada de 1936 ejemplares numerados.

¿qué se va a encontrar aquel que pierda el miedo en las jornadas DAU y se siente en la mesa de Ediciones Rotura? ¿qué es lo que haces en las demostraciones de “1936 guerra civil”? ¿enseñas a jugar? ¿lo vendes? ¿cuánto puede durar una sesión contigo?
La duración de las demostraciones que hago está sujeta al tiempo disponible de la persona o personas interesadas. Puedo ofrecer una visión general del juego en 10-15 minutos o podemos estar una hora y media jugando una partida completa. O algo intermedio. El juego no lo vendo yo porque decidí que no iba a hacerlo; yo lo promociono pero luego son las tiendas las que lo venden.

¿Cuantas demostraciones de “1936 guerra civil” habrás hecho? ¿tienes algún recuerdo especial de alguna de ellas?
Más de 400 (el dato se puede consultar en la ficha del juego en la BGG, aunque igual me falta alguna por poner). Recuerdo una en Lucca (Italia) en la que tuve que ir saltando entre el castellano, el inglés, el francés y el italiano según mis oyentes iban entrando y saliendo de la mesa. Fue estresante aunque también divertido. También recuerdo con cariño la que hice al nieto del general Rojo.

¿Usas la misma copia de demostración que en la primera ocasión? Si es así ¿cuando el juego termine su vida comercial ¿piensas donar esa baraja a un museo o evento tipo la subasta benéfica de Ayudar Jugando?
Para las demostraciones uso el mismo ejemplar desde el principio, aunque le he tenido que reemplazar la caja (se termino por resquebrajar) y algunas cartas (que en un momento dado desaparecieron mientras me ausenté de mi mesa en unas jornadas). Pero el grueso de las cartas, los tableros y los manuales vienen siendo los mismos desde el principio. Y tras más de cuatrocientas partidas, se conservan bien (precisamente no les he puesto fundas para ver el deterioro). No sé lo que haré cuando se venda toda la tirada. Lo de Ayudar Jugando es una idea, ya les doné unas láminas del juego usadas durante el proceso de fabricación hace un par de años.

La verdad es que eres una rara avis dentro del mundo de los juegos de mesa. Es algo que ganamos todos los que hemos podido asistir a una de tus demostraciones. Pero ¿no sería más cómodo para ti fiarte al marketing on-line y el supuesto poder de las redes sociales tipo Facebook o Twitter ?¿o hasta para eso hace falta ser un “grande”?
Intento hacer mis demostraciones lo más amenas posibles. Con más de 400 a mis espaldas ya me salen de forma casi automática. He intentado hacer uso de Internet y de las redes sociales para promocionar el juego. Por eso grabé unos vídeos en los que presento y explico el juego. A Twitter llegué tarde, pues ya no suceden tantas cosas alrededor de mi juego como al principio. En Facebook tengo vinculado el número de fans a la publicación de ampliaciones gratuitas para descargarse por Internet. Mi experiencia es que si yo no me implico en la promoción personalmente, nadie (o casi nadie) lo va a hacer por mí. La promoción es fundamental para cualquier producto, independientemente de la calidad que tenga. Y la promoción es tiempo, esfuerzo y dinero, con lo que para alguien que se ha autopublicado como es mi caso no es sencillo.

1936. La Guerra Civil trata un tema que enciende pasiones pero yo tengo mis sospechas de que no está bien visto jugar con según que bando. Me parece que tú te ofreces para jugar con los nacionales ¿has encontrado quien haya insistido en que prefería que jugaras con los republicanos? Me parece también que has recorrido buena parte de la geografía española ¿encuentras diferentes maneras de acercarse al juego según el territorio? ¿y los catalanes en particular?
Yo suelo jugar con el bando nacional porque, como bando sublevado, empieza la partida. Desde el punto de vista de enseñar a jugar a alguien prefiero tener yo la iniciativa, me resulta más eficiente a la hora de explicar. En general todas las personas que se han acercado a “1936 guerra civil” en un evento de juegos son conscientes de que no deja de serlo y que, por tanto, una cosa son las ideas políticas que uno pueda tener y otra lo que ocurra durante la partida y con qué bando juegue cada uno.

No he encontrado diferencias en la aproximación al juego desde un punto de vista geográfico, más allá de cierta curiosidad o conocimiento de algunos personajes o eventos vinculados con el lugar en cuestión. No digo que no existan esas diferencias, pero a mí las personas a las que he ido enseñando con el paso del tiempo no me las han transmitido de manera significativa.

No voy a preguntarte por tu bando preferido si no por tus cartas ya sean de eventos o personajes del juego. ¿tienes alguna a la que tengas especial cariño?
Yo sí tengo un bando con el que me identifico. Aunque más que el bando al completo, con una de sus facciones y no tanto con las otras. Pero como no me preguntas por ello, no te digo cuál es. :)

No le tengo un cariño especial a ninguna carta como elemento del juego. Sí le puedo tener simpatía a algún personaje o a algunos símbolos que aparecen en el mismo.

Y siguiendo con las cartas, las imágenes que ilustran cada una de las cartas se corresponde con una fotografía real. ¿de dónde las sacaste? ¿qué tiempo te llevo solamente el buscar esos fotos?
Todas las imágenes están sacadas de diferentes archivos. La mayoría provienen de la Biblioteca Nacional de España (Madrid) y del Archivo General de la Administración (Alcalá de Henares). La mayoría de imágenes son fotografías, pero también hay carteles. A la búsqueda de imágenes le dediqué muchas jornadas de mis vacaciones y días libres allá por los años 2002-2003 (sobre todo, también en los años posteriores). Yo creo que me debí de ver más de 100,000 imágenes entre los distintos archivos que visité. Me hice con una colección de reproducciones de algo más de 1000 y luego finalmente seleccioné 252 para el juego editado.

Y para terminar Arturo García y los juegos de mesa

¿te consideras un autor de juegos de mesa o autor del “1936 guerra civil” a secas’
Mientras no se demuestre lo contrario, lo segundo. Como casi cualquier aficionado (me atrevería a decir), tengo ideas para juegos anotadas en cuadernos (físicos o digitales), pero ninguna ha pasado de los primeros niveles de conceptualización salvo “1936 guerra civil”.

¿cuales son tus juegos preferidos?
Con los amigos suelo jugar a juegos como 7 Wonders, Dominion, Saboteur, La Resistencia, Bohnanza, Dixit, Ra… De vez en cuando algún Caylus, Puerto Rico o Alta Tensión… También me gustan juegos como el Ubongo, el Catán o el Carcassone. Todos muy alejados de lo que es “1936 guerra civil”. Tengo una colección de entre 150 y 200 juegos.

¿como ves el mundo de los juegos de mesa?
Sin duda mejor que hace unos años. Pero en España aún no hay masa crítica para que de verdad haya industria y sigue habiendo mucho voluntarismo (y me ahí me incluyo). Ojalá siga creciendo la afición. También veo un riesgo porque me da la impresión de que se editan muchos juegos y no sé si hay mercado para todos ellos, lo que podría suponer que alguna editorial desapareciera en algún momento (no tengo datos, sólo una percepción). El hecho de que cada cierto tiempo cierre una tienda física tampoco es buena señal.

¿A quien regalarías estas navidades el “1936 guerra civil”?
Independientemente de las fechas y de costumbres que pueda compartir o no, creo que las personas que aprecian mi juego son tanto los jugadores que buscan un juego rico en detalles y profundo (que no complejo, aunque aparente serlo) con el que disfrutar muchas horas como aquellas personas interesadas en la historia y en particular en la guerra civil, que pueden disfrutar de toda la ambientación (las imágenes, los textos históricos que acompañan a las cartas, etc). Una persona en la que se den ambas circunstancias lo disfrutará doblemente, pero se puede disfrutar del juego lúdicamente obviando su ambientación histórica (he conocido casos) y también se puede disfrutar como una “mini enciclopedia” obviando su parte lúdica (también he conocido casos).

¿que tema te gustaría ver en un juego de mesa (y no me vengas con la guerra civil)?
No echo en falta ninguna temática en especial. Los eurogames nos han enseñado que lo que sostiene un juego es, sobre todo, su mecánica. Hemos podido jugar a buenos juegos con temáticas de lo más curioso que a priori no nos habrían llamado mucho la atención.
Y eso ha sido todo. Muchismas gracias Arturo y los que puedan que lo disfruten en DAU, a él y a su juego. Incluso de sus anagramas y sus juegos de palabras y de números, que mira que le gustan.

MI copia (dedicada) de 1936 Guerra Civil

El oso ha despertado y debe estar en tu mesa. Conflict of Heroes

Una patada en la puerta bastara para que se venga abajo la estructura podrida (Hitler a sus generales antes de la invasión de la Unión Soviética)

El Ejercito Rojo, la Armada y el Pueblo Soviético entero deben luchar por cada pulgada del Suelo Soviético, luchar por nuestros pueblos y ciudades… ¡hacía delante, hacía la victoria! (Josef Stalin en su discurso radiado a la URSS tras la invasión nazi)

Conflict of heroes. La edición en castellano de Devir. Imagen tomada de la págna de facebook de Devir

(advertencia: está entrada está dedicada a los que seguramente no la lean, es decir a aquellos poco o nada interesados en los juegos de mesa, en los wargames en paticular, que nunca les ha llamado la atención  la historia y menos la historia militar. En resumen a aquellos que no saben lo que se pierden).

Es muy poco probable que nadie haya oído hablar de la Segunda Guerra Mundial, seguro que películas como Salvad al soldado Ryan o La Delgada Linea Roja, y series como Hermanos de Sangre han sido vistas por casi todos. Incluso los vidoejuegos como Medal of Honor,  Call of Duty, Panzer General o Close Combat habrán sido jugado por una buena parte de nosotros. Por una razón o por otra la Segunda Guerra Mundial vende.  Y vende por que interesa. Así no es raro con encontrarse con quien es capaz de identificar un Stuka, unT-34, un Spitfire o un Tiger, quien es capaz de localizar las principales batallas, El Alamein, Stalingrado, Guadalcanal, Leningrado han hecho de nosotros casi expertos geografos; incluso los hay que a fuerza de defenderlos o sobrepasarlos saben al dedillo cuales son los ríos principales de la Unión Soviética.

Y probablemente, y a pesar de los esfuerzos de Hollywood, sea el frente oriental el que más interes despierte. Otra vez mil motivos, por la magnitud de la empresa, por los numeros, por la sangría. Por enfrentar a los dos grandes sistemas que disputaban la supremacia a los regimenes demoliberales.  El frente Oriental es guerra, guerra como no ha habido nunca antes, y probablemente no lo haya nunca más, ojalá. Pero el inmenso drama ha quedado fijado en la conciencia de la humanidad. Y ese drama el que nos trae la editorial Devir a nuestras mesas. El primer juego de la serie Conflict of Heroes; El despertar del oso.

Tras el Twilight Struggle, Devir vuelve a apostar por otro juego que viene avalado por su exito en el extranjero, si el Twilight Struggle ocupa el nº1 en la lista de la BGG, Conflict of Heroes anda por el puesto 97, el 37 en la lista de wargames. Hay quien piensa que es una puesta arriesgada, que está en una dudosa tierra de nadie entre el wargame y el eurogame (algo parecido a lo que se suele decir del Twilight), pero poco de eso debe importar a quien lo vea en una estanteria. Si tiene dinero, que no se lo piense, es el regalo perfecto para navidades. Pero no para el niño, el sobrino, o el vecino. Es el regalo perfecto para uno mismo.

¿Acaso  está harto de que la metan doblada con esto del ocio? ¿no encuentra de gilipollas hacer siempre lo mismo? ¿no le parece que los juegos online tienen el gran defecto de hacerle coincidir con petardos que de otra manera evitaría? ¿no le parece que angry birds no se ajusta a lo que espera de una aventura intensa y con sabor a épica? Invada la Unión Soviética, o si prefiere eche a patadas a los nazis. Sus humor y sus neuronas se lo agradecerán.

¿Con quien jugarlo? Seguro que conoce a alguien, a su esposo mismo, tan remilgado él, seguro que no le importa por un momento sentir el olor de la polvora, Con todo  si tiene amigos, haga algo por fortalecer su amistad, tienda nuevos puentes con ellos. Pasado el primer momento de apuro, el pensar que están jugando a soldaditos, veran que es algo más. Ya lo descubrira cuando aparezcan por su casi pidiendo la revancha, o dejandole caer que se ha comprado el último número de Osprey o Desperta Ferro y ahora lo sabe todo de historía y gestión militar. Este mundo, el del juego de mesa, el del wargame, es un vicio. Y Devir ha puesto una puerta a la perdición. hágame caso y consigase una copia para está navidades.

Alguna foto de la edición inglesa

Así que ya sabes, estas navidades que no falte en tus compras el Conflict of Heroes, de verdad.

Polis. Un juego, un discurso y un concurso

Hoy tcca una de esas entradas que perfectamente caben en lo que se podían denominar “noticias promocionales”. Asylum Games está a puntito de lanzar al mercado Polis. La lucha por la hegemonía. Un juego sobre la Guerra del Peloponeso, la que enfrentó a Atenas y Esparta (y sus respectivos aliados) durante 30 años. Nos lo contó Tucidices  y ahora podemos jugarla gracias a Fran Diaz. 

Es el primer juego que edita Asylum y es el primer juego de Fran Díaz, así que me imagino que serán todo nervios e incertidumbres. Entre la falta de costumbre de comprar juegos de mesa de los españoles (y menos aún de autores españoles) y la lamentable situación económica como para no estarlo. Yo sí quiero que les vaya muy bien y ojalá el juego se venda como rosquillas. Por su valor, por hacer un juego que me llama la atención.  No es un wargame, pero sí es un temático como la copa de un pino, y para dos jugadores. Por eso no me importa un carajo  “hypearlo” o promocionarlo con descaro. Para que quien pueda y no le suponga un descalabro en su economía domestica se haga con él. Además hasta he jugado con él, no en su versión definitiva, pero sí cuando ya tenía forma de juego. Y las correcciones que ha sufrido Polis seguro que han hecho de él un mejor juego. Sí esta es una entrada del tipo Hay que ayudar, a que se conozca que existe el juego, la editorial y el autor. Si es un juego que no gusta ya se sabra y si alguien se lo compra y no le gusta, de las derrotas se aprenden, y se crea el propio criterio y define el gusto. Anda que no he comprado juegos, libros o películas que no me han gustado. Y no me arrepiento. Y con Polis puede pasar un poco lo mismo por que es un juego original, no sentirás eso de “a este ya lo he jugado” y además el juego funciona. (luego está en los gustos de cada cual si es su tipo de juego o no).

Y para celebrar la aparición de Polis, Asylum Games y el blog Lex Friqui Malacitannos proponen un concuro. Con el podremos o bien ganar una copia del juego o bien una camiseta con la estupenda portada del juego. Será un juego de preguntas y respuestas sobre la Grecia clásica, que habra que seguir en parece que cuatro citas semanales. Los detalles del concurso están en el propio blog de Lethan, el autor de Lex Friqui.

Y para dar ambiente nada mejor que el discurso de Pericles a Atenas en plena guerra contra Esparta y delante de los caídos atenienses en la guerra . Un discurso que ha inspirado a tantos y tantos presidentes de los EE.UU en sus discursos ante sus muertos  justificando sus muertes y las intervenciones en paises extranjeros para acabar con las dictaduras en defensa de la democracia. Una joya de la política.

El discurso fúnebre de Pericles (pintura de Philipp von Foltz)

El discurso de Perícles (De Tucídices, tomado de la entrada de la wikipedia)

34. En el mismo invierno los atenienses, siguiendo la costumbre tradicional, organizaron públicamente las ceremonias fúnebres de los primeros que habían muerto en esta guerra, de la siguiente manera: montan una tienda y exponen los huesos de los difuntos tres días antes del entierro, y cada uno lleva a su deudo la ofrenda que desea que fue muy mala. Y cuando tiene lugar la conducción de cadáveres, unos carros transportan los féretros de ciprés, cada uno de una tribu y en su interior se hallan los huesos de los pertenecientes a cada una de las tribus. Se transporta también un féretro vacío preparado en honor de los desaparecidos que no fueron hallados al recuperar los cadáveres. Acompaña al cortejo el ciudadano o extranjero que quiere, y las mujeres de la familia quedan llorando sobre la tumba. Los depositan, pues, en el cementerio público que está en el más hermoso barrio de la ciudad, que es donde siempre dan sepultura a los que han muerto por la ciudad, excepción hecha de los que murieron en Maratón, pues a éstos, al considerar la brillantez de su valor, los enterraron allí mismo.Y después que los cubren de tierra, un hombre elegido por la ciudad, el que por su inteligencia no parezca ser un necio y destaque en la estimación pública, pronuncia en honor de éstos el pertinente elogio, tras lo cual se marchan todos. Este es el modo como los entierran. Durante el transcurso de toda la guerra seguían esta costumbre cada vez que la ocasión se les presentaba. Así pues, para hablar en honor de estos primeros muertos fue elegido Pericles, hijo de Jantipo. Llegado el momento, se adelantó desde el sepulcro hacia una alta tribuna que se había erigido a fin de que pudiera hacerse oír ante tan gran muchedumbre, y habló así:35. “La mayoría de los que aquí han hablado anteriormente elogian al que añadió a la costumbre el que se pronunciara públicamente este discurso, como algo hermoso en honor de los enterrados a consecuencia de las guerras. Aunque lo que a mí me parecería suficiente es que, ya que llegaron a ser de hecho hombres valientes, también de hecho se patentizara su fama como ahora mismo ven en torno a este túmulo que públicamente se les ha preparado; y no que las virtudes de muchos corran el peligro de ser creídas según que un solo hombre hable bien o menos bien. Pues es difícil hablar con exactitud en momentos en los que difícilmente está segura incluso la apreciación de la verdad. Pues el oyente que ha conocido los hechos y es benévolo, pensará quizá que la exposición se queda corta respecto a lo que él quiere y sabe; en cambio quien no los conoce pensará, por envidia, que se está exagerando, si oye algo que está por encima de su propia naturaleza. Pues los elogios pronunciados sobre los demás se toleran sólo hasta el punto en que cada cual también cree ser capaz de realizar algo de las cosas que oyó; y a lo que por encima de ellos sobrepasa, sintiendo ya envidia, no le dan crédito. Mas, puesto que a los antiguos les pareció que ello estaba bien, es preciso que también yo, siguiendo la ley, intente satisfacer lo más posible el deseo y la expectación de cada uno de vosotros.36. Comenzaré por los antepasados, lo primero; pues es justo y al mismo tiempo conveniente que en estos momentos se les conceda a ellos esta honra de su recuerdo. Pues habitaron siempre este país en la sucesión de las generaciones hasta hoy, y libre nos lo entregaron gracias a su valor. Dignos son de elogio aquéllos, y mucho más lo son nuestros propios padres, pues adquiriendo no sin esfuerzo, además de lo que recibieron, cuanto imperio tenemos, nos lo dejaron a nosotros, los de hoy en día. Y nosotros, los mismos que aún vivimos y estamos en plena edad madura, en su mayor parte lo hemos engrandecido, y hemos convertido nuestra ciudad en la más autárquica, tanto en lo referente a la guerra como a la paz. De estas cosas pasaré por alto los hechos de guerra con los que se adquirió cada cosa, o si nosotros mismos o nuestros padres rechazamos al enemigo, bárbaro o griego, que valerosamente atacaba, por no querer extenderme ante quienes ya lo conocen. En cambio, tras haber expuesto primero desde qué modo de ser llegamos a ellos, y con qué régimen político y a partir de qué caracteres personales se hizo grande, pasaré también, luego al elogio de los muertos, considerando que en el momento presente no sería inoportuno que esto se dijera, y es conveniente que lo oiga toda esta asamblea de ciudadanos y extranjeros.37. Tenemos un régimen político que no se propone como modelo las leyes de los vecinos, sino que más bien es él modelo para otros. Y su nombre, como las cosas dependen no de una minoría, sino de la mayoría, es Democracia. A todo el mundo asiste, de acuerdo con nuestras leyes, la igualdad de derechos en los conflictos privados, mientras que para los honores, si se hace distinción en algún campo, no es la pertenencia a una categoría, sino el mérito lo que hace acceder a ellos; a la inversa, la pobreza no tiene como efecto que un hombre, siendo capaz de rendir servicio al Estado, se vea impedido de hacerlo por la oscuridad de su condición. Gobernamos liberalmente lo relativo a la comunidad, y respecto a la suspicacia recíproca referente a las cuestiones de cada día, ni sentimos envidia del vecino si hace algo por placer, ni añadimos nuevas molestias, que aun no siendo penosas son lamentables de ver. Y al tratar los asuntos privados sin molestarnos, tampoco transgredimos los asuntos públicos, más que nada por miedo, y por obediencia a los que en cada ocasión desempeñan cargos públicos y a las leyes, y de entre ellas sobre todo a las que están dadas en pro de los injustamente tratados, y a cuantas por ser leyes no escritas comportan una vergüenza reconocida.

38. Y también nos hemos procurado frecuentes descansos para nuestro espíritu, sirviéndonos de certámenes y sacrificios celebrados a lo largo del año, y de decorosas casas particulares cuyo disfrute diario aleja las penas. Y a causa de su grandeza entran en nuestra ciudad toda clase de productos desde toda la tierra, y nos acontece que disfrutamos los bienes que aquí se producen para deleite propio, no menos que los bienes de los demás hombres.

39. Y también sobresalimos en los preparativos de las cosas de la guerra por lo siguiente: mantenemos nuestra ciudad abierta y nunca se da el que impidamos a nadie (expulsando a los extranjeros) que pregunte o contemple algo —al menos que se trate de algo que de no estar oculto pudiera un enemigo sacar provecho al verlo—, porque confiamos no más en los preparativos y estratagemas que en nuestro propio buen ánimo a la hora de actuar. Y respecto a la educación, éstos, cuando todavía son niños, practican con un esforzado entrenamiento el valor propio de adultos, mientras que nosotros vivimos plácidamente y no por ello nos enfrentamos menos a parejos peligros. Aquí está la prueba: los lacedemonios nunca vienen a nuestro territorio por sí solos, sino en compañía de todos sus aliados; en cambio nosotros, cuando atacamos el territorio de los vecinos, vencemos con facilidad en tierra extranjera la mayoría de las veces, y eso que son gentes que se defienden por sus propiedades. Y contra todas nuestras fuerzas reunidas ningún enemigo se enfrentó todavía, a causa tanto de la preparación de nuestra flota como de que enviamos a algunos de nosotros mismos a puntos diversos por tierra. Y si ellos se enfrentan en algún sitio con una parte de los nuestros, si vencen se jactan de haber rechazado unos pocos a todos los nuestros, y si son vencidos, haberlo sido por la totalidad. Así pues, si con una cierta indolencia más que con el continuo entrenarse en penalidades, y no con leyes más que con costumbres de valor queremos correr los riesgos, ocurre que no sufrimos de antemano con los dolores venideros, y aparecemos llegando a lo mismo y con no menos arrojo que quienes siempre están ejercitándose. Por todo ello la ciudad es digna de admiración y aun por otros motivos.40. Pues amamos la belleza con economía y amamos la sabiduría sin blandicie, y usamos la riqueza más como ocasión de obrar que como jactancia de palabra. Y el reconocer que se es pobre no es vergüenza para nadie, sino que el no huirlo de hecho, eso sí que es más vergonzoso. Arraigada está en ellos la preocupación de los asuntos privados y también de los públicos; y estas gentes, dedicadas a otras actividades, entienden no menos de los asuntos públicos. Somos los únicos, en efecto, que consideramos al que no participa de estas cosas, no ya un tranquilo, sino un inútil, y nosotros mismos, o bien emitimos nuestro propio juicio, o bien deliberamos rectamente sobre los asuntos públicos, sin considerar las palabras un perjuicio para la acción, sino el no aprender de antemano mediante la palabra antes de pasar de hecho a ejecutar lo que es preciso. Pues también poseemos ventajosamente esto: el ser atrevidos y deliberar especialmente sobre lo que vamos a emprender; en cambio en los otros la ignorancia les da temeridad y la reflexión les implica demora. Podrían ser considerados justamente los de mejor ánimo aquellos que conocen exactamente lo agradable y lo terrible y no por ello se apartan de los peligros. Y en lo que concierne a la virtud nos distinguimos de la mayoría, pues nos procuramos a los amigos, no recibiendo favores sino haciéndolos. Y es que el que otorga el favor es un amigo más seguro para mantener la amistad que le debe aquel a quien se lo hizo, pues el que lo debe es en cambio más débil, ya que sabe que devolverá el favor no gratuitamente sino como si fuera una deuda. Y somos los únicos que sin angustiarnos procuramos a alguien beneficios no tanto por el cálculo del momento oportuno como por la confianza en nuestra libertad.41. Resumiendo, afirmo que la ciudad toda es escuela de Grecia, y me parece que cada ciudadano de entre nosotros podría procurarse en los más variados aspectos una vida completísima con la mayor flexibilidad y encanto. Y que estas cosas no son jactancia retórica del momento actual sino la verdad de los hechos, lo demuestra el poderío de la ciudad, el cual hemos conseguido a partir de este carácter. Efectivamente, es la única ciudad de las actuales que acude a una prueba mayor que su fama, y la única que no provoca en el enemigo que la ataca indignación por lo que sufre, ni reproches en los súbditos, en la idea de que no son gobernados por gentes dignas. Y al habernos procurado un poderío con pruebas más que evidentes y no sin testigos, daremos ocasión de ser admirados a los hombres de ahora y a los venideros, sin necesitar para nada el elogio de Homero ni de ningún otro que nos deleitará de momento con palabras halagadoras, aunque la verdad irá a desmentir su concepción de los hechos; sino que tras haber obligado a todas las tierras y mares a ser accesibles a nuestro arrojo, por todas partes hemos contribuido a fundar recuerdos imperecederos para bien o para mal. Así pues, éstos, considerando justo no ser privados de una tal ciudad, lucharon y murieron noblemente, y es natural que cualquiera de los supervivientes quiera esforzarse en su defensa.42. Esta es la razón por la que me he extendido en lo referente a la ciudad enseñándoles que no disputamos por lo mismo nosotros y quienes no poseen nada de todo esto, y dejando en claro al mismo tiempo con pruebas ejemplares el público elogio sobre quienes ahora hablo. Y de él ya está dicha la parte más importante. Pues las virtudes que en la ciudad he elogiado no son otras que aquellas con que las han adornado estos hombres y otros semejantes, y no son muchos los griegos cuya fama, como la de éstos, sea pareja a lo que hicieron. Y me parece que pone de manifiesto la valía de un hombre, el desenlace que éstos ahora han tenido, al principio sólo mediante indicios, pero luego confirmándola al final. Pues es justo que a quienes son inferiores en otros aspectos se les valore en primer lugar su valentía en defensa de la patria, ya que borrando con lo bueno lo malo reportaron mayor beneficio a la comunidad que lo que la perjudicaron como simples particulares. Y de ellos ninguno flojeó por anteponer el disfrute continuado de la riqueza, ni demoró el peligro por la esperanza de que escapando algún día de su pobreza podría enriquecerse. Por el contrario, consideraron más deseable que todo esto el castigo de los enemigos, y estimando además que éste era el más bello de los riesgos decidieron con él vengar a los enemigos, optando por los peligros, confiando a la esperanza lo incierto de su éxito, estimando digno tener confianza en sí mismos de hecho ante lo que ya tenían ante su vista. Y en ese momento consideraron en más el defenderse y sufrir, que ceder y salvarse; evitaron una fama vergonzosa, y aguantaron el peligro de la acción al precio de sus vidas, y en breve instante de su Fortuna, en el esplendor mismo de su fama más que de su miedo, fenecieron.43. Y así éstos, tales resultaron, de modo en verdad digno a su ciudad. Y preciso es que el resto pidan tener una decisión más firme y no se den por satisfechos de tenerla más cobarde ante los enemigos, viendo su utilidad no sólo de palabra, cosa que cualquiera podría tratar in extenso ante ustedes, que la conocéis igual de bien, mencionando cuántos beneficios hay en vengarse de los enemigos; antes por el contrario, contemplando de hecho cada día el poderío de la ciudad y enamorándose de él, y cuando les parezca que es inmenso, piensen que todo ello lo adquirieron unos hombres osados y que conocían su deber, y que actuaron con pundonor en el momento de la acción; y que si fracasaban al intentar algo no se creían con derecho a privar a la ciudad de su innata audacia, por lo que le brindaron su más bello tributo: dieron, en efecto, su vida por la comunidad, cosechando en particular una alabanza imperecedera y la más célebre tumba: no sólo el lugar en que yacen, sino aquella otra en la que por siempre les sobrevive su gloria en cualquier ocasión que se presente, de dicho o de hecho. Porque de los hombres ilustres tumba es la tierra toda, y no sólo la señala una inscripción sepulcral en su ciudad, sino que incluso en los países extraños pervive el recuerdo que, aun no escrito, está grabado en el alma de cada uno más que en algo material. Imiten ahora a ellos, y considerando que su libertad es su felicidad y su valor su libertad, no se angustien en exceso sobre los peligros de la guerra. Pues no sería justo que escatimaran menos sus vidas los desafortunados (ya que no tienen esperanzas de ventura), sino aquellos otros para quienes hay el peligro de sufrir en su vida un cambio a peor, en cuyo caso sobre todo serían mayores las diferencias si en algo fracasaran. Pues, al menos para un hombre que tenga dignidad, es más doloroso sufrir un daño por propia cobardía que, estando en pleno vigor y lleno de esperanza común, la muerte que llega sin sentirse.44. Por esto precisamente no compadezco a ustedes, los padres de estos de ahora que aquí están presentes, sino que más bien voy a consolarles. Pues ellos saben que han sido educados en las más diversas experiencias. Y la felicidad es haber alcanzado, como éstos, la muerte más honrosa, o el más honroso dolor como ustedes y como aquellos a quienes la vida les calculó por igual el ser feliz y el morir. Y que es difícil convencerles de ello lo sé, pues tendrán múltiples ocasiones de acordarse de ellos en momentos de alegría para otros, como los que antaño también eran su orgullo. Pues la pena no nace de verse privado uno de aquellas cosas buenas que uno no ha probado, sino cuando se ve despojado de algo a lo que estaba acostumbrado. Preciso es tener confianza en la esperanza de nuevos hijos, los que aún están en edad, pues los nuevos que nazcan ayudarán en el plano familiar a acordarse menos de los que ya no viven, y será útil para la ciudad por dos motivos: por no quedar despoblada y por una cuestión de seguridad. Pues no es posible que tomen decisiones equitativas y justas quienes no exponen a sus hijos a que corran peligro como los demás. Y a su vez, cuantos han pasado ya la madurez, consideren su mayor ganancia la época de su vida en que fueron felices, y que ésta presente será breve, y alíviense con la gloria de ellos. Porque las ansias de honores es lo único que no envejece, y en la etapa de la vida menos útil no es el acumular riquezas, como dicen algunos, lo que más agrada, sino el recibir honores.45. Por otra parte, para los hijos o hermanos de éstos que aquí están presentes veo una dura prueba (pues a quien ha muerto todo el mundo suele elogiar) y a duras penas podrían ser considerados, en un exceso de virtud por su parte, no digo iguales sino ligeramente inferiores. Pues para los vivos queda la envidia ante sus adversarios, en cambio lo que no está ante nosotros es honrado con una benevolencia que no tiene rivalidad. Y si debo tener un recuerdo de la virtud de las mujeres que ahora quedarán viudas, lo expresaré todo con una breve indicación. Para ustedes será una gran fama el no ser inferiores a vuestra natural condición, y que entre los hombres se hable lo menos posible de ustedes, sea en tono de elogio o de crítica.46. He pronunciado también yo en este discurso, según la costumbre, cuanto era conveniente, y los ahora enterrados han recibido ya de hecho en parte sus honras; a su vez la ciudad va a criar a expensas públicas a sus hijos hasta la juventud, ofreciendo una útil corona a éstos y a los supervivientes de estos combates. Pues es entre quienes disponen de premios mayores a la virtud donde se dan ciudadanos más nobles. Y ahora, después de haber concluido los lamentos fúnebres, cada cual en honor de los suyos, márchense”.

Estrella Roja. Utopía y steampunk

Qué difícil es ser dios, pensó Rumata. Impacientemente, respondió:
- No me comprendes. He intentado veinte veces explicarte que no soy ningún dios.
Pero tú no me crees. Además, nunca podrás comprender por qué no te puedo ayudar con
armas… (Qué díficil es ser Dios. Boris y Arkadi Strugatski, 1964)

Foto tomada del blog "Nevsky Prospects" (pincha en la imagen)

Vaya por delante que no pretendo reseñar el libro de Alexander Bogdánov, ni tengo las capacidades ni los saberes necesarios para hacerlo. Siempre pienso que una reseña literaria debe ser una obrita que ponga en contacto el libro, el autor y el potencial lector de manera que este pueda percibir que tipo de libro se va a encontrar y si le resultara de interés. Y Estrella Roja, me parece un libro extremadamente difícil de reseñar, por que se puede leer de muchas maneras, unas más satisfactorias que otras. Yo solo puedo limitarme a señalar algunas de las ideas que venían a mi cabeza leyendo la obra de Bogdánov, por lo tanto no es más que un comentario personal y como tal ha de tomarse.

"Le Vingtième Siècle" Albert Robida. 1883

Es preciso que señale que lo primero que hice cuando me dió por comenzar con  la aventura de este blog fue crear el “blogroll” con un enlace llamado “El mapa de la utopía”.  Hace bastante tiempo que el pensamiento utópico, en casi todas sus manifestaciones, ejerce una poderosa fascinación sobre mi. Pensaba que, (tal y como decía  Oscar Wilde, “Un mapa donde no aparezca Utopía no debe llamarse mapa”), un blog que hiciera yo y donde no apareciera una referencia a  la utopía no podía ser tal blog. Por eso existe ese enlace, que lleva a una lista de obras utópicas seleccionadas por “New York Public Library” para su exposición Utopía. La busqueda de la sociedad perfecta en el mundo occidental”.

Villemard "A l'Ecole" (En la escuela) Visions de l'an 2000, 1910

La verdad es que pensaba que ese enlace había supuesto mi conocimiento de la existencia de Estrella Roja, pero veo que no es así, en el listado del año 1908 aparecen dos títulos, ambos franceses,  L’Ile des pingouins de Anatole france Terre libre de Jean Grave. Así que debió ser por otro lado donde tuve noticias de Bogdanov ¿Magris, Manuel, tal vez Jameson? Ya no lo puedo recordar.Pero por fin, tantos años después, he podido leer Estrella Roja. Y no sé si precisamente esa expectación es la que ha provocado que su lectura me haya dejado un  cierto sabor agridulce. En cierto modo su principal virtud es a la vez su gran problema, es una obra de su tiempo, destinada a lectores de su tiempo. Las palabras de introducción de la exposición de la utopía de la New York Public Library también valen para Estrella Roja.

Esta exposición muestra cómo las mujeres y los hombres, en el espacio de varios miles de años de cultura occidental, han imaginado, representado, descrito, y creado nuevas versiones de sociedades ideales. Se pretende demostrar así que la historia de estos lugares es inseparable de la historia de las personas, culturas y épocas que les dieron origen.  Cada sueño individual es realmente la imagen refractada de un momento específico en el tiempo, una construcción imaginaria en la que los problemas específicos del mundo concreto se resuelven y la felicidad – el más elusivo de los objetivos – se alcanza.

He de reconocer que, como novela, Estrella Roja me ha parecido discreta.  Ambientada después de la revolución de 1905, cuando el Imperio Ruso intensifica su represión sobre los disidentes, el protagonista, Leonid, un socialista revolucionario, es invitado por un marciano, Menni, a conocer la civilización de su planeta. En el etereonef, la nave marciana, partirá hacia el planeta rojo. Allí Leonid, y con él, el lector, comprobara de primera mano los logros del socialismo, que dejo tiempo atrás la etapa del capitalismo y con él buena parte del individualismo, y verá en la sociedad de Marte lo que debe llegar a ser la terrestre. Sin embargo, Leonid vivirá una fría historia de amor y cometerá un ¿absurdo? crimen que le devolverá a la Tierra, donde está a punto de triunfar la revolución.

¿es la utopía la nostalgia del paraiso?

Realmente lo más importante de la novela son las reacciones, las preguntas, las sorpresas de Leonid por todo lo que acontece en Marte. Pero a Bogdanov no le interesa contarnos que aspecto o que maravillas tiene Marte, de lo que se trata es de describir las normas de funcionamiento sociales de Marte, tan diferentes de la Tierra. A veces se detiene en cosas como una televisión tridimensional, o un transporte ultraveloz (250 kilómetros por hora), o la extraordinaria utilidad de las transfusiones de sangre (Bogdánov era médico e irónicamente murió en una fallida transfusión sanguínea en 1928) pero lo que realmente importa es la posición moral que adoptan los marcianos para afrontar los problemas a los que se enfrenta su sociedad. Y en esencia los marcianos tiene los mismos problemas que los terrestres solo que los solucionan de una manera socialista, se desprenden del individualismo y la satisfacción personal para darlo todo por el progreso de su humanidad.

A medida que leía me venía a la cabeza otro libro ruso, Qué difícil es ser Dios de los hermanos Boris y Arkady Strugatski. En él se invierte la situación propuesta por Bogdanov; en un futuro lejano será un terrestre, Antón ( alias “Rumata de Estoria”), el que viajara como observador a un mundo medieval, ni siquiera capitalista. Allí comprobara lo amargo que es tener el poder de un Dios y no conseguir acelerar el motor de la Historia, solo constatara lo que ya sabía, que la revolución solo triunfara cuando se den las condiciones objetivas y para eso a veces hacen falta siglos de Historia. A diferencia de Menni, el observador marciano en la Tierra de Estrella Roja, Rumata de Estoria, se comportara de manera humana aún sabiendo la inutilidad de sus actos.

Por así decirlo, tanto Bogdánov como los Strugatski siguen la clásica distinción marxista entre “el ser” y “el deber ser”. Mientras para Bogdanov la respuesta está en un “deber ser” constante, inflexible, como el de los marcianos,  quizás por estar escrita en un momento prerrevolucionario. Los hermanos Strugatski parecen apostar por una inevitabilidad del “ser” humano, que se situara por encima del “deber ser” incluso alcanzado el comunismo. O dicho más breve y claro, Bogdanov muestra más confianza en la Utopía transformadora y totalizadora que los Strugatski. Quizá por sufrir la enfermedad de individualismo me encuentre más cercano a las tesis de los Strugatski.Y quizás esa lectura haya afectado mi juicio sobre Estrella Roja.

Y la otra cuestión que quería comentar es que pese a lo que se dice en el epilogo, Estrella Roja, no es una obra de proto SteamPunk- El steampunk que no es más que una etiqueta literaria derivada de otra, el cyberpunk, sirve para definir aquellas obras que gustan de presentarnos un mundo alternativo basado en la estética victoriana y la revolución industrial y su máquina de vapor. Aquella máquinas de lo que Mumford llamaba era paleotécnica  tenían una poderosa estética, hierro, tubos, herrumbre, ennegrecidas por el hollín, desnudas de adornos y soluciones de diseño, agresivas y casi mortíferas. las novelas “steampunk” suelen jugar con todos esos elementos, como “Antihielo” de Stephen Baxter y aveces un sano espíritu burlón. Pero en Estrella Roja tan solo encontramos el eterograf, una magnífica nave espacial impulsada por antimateria,y su sola presencia no basta para calificar como steampunk a la novela, ni siquiera como protosteampunk. La importancia, y sobre todo la apariencia, de las soluciones técnicas en Estrella Roja no remiten nunca a los pequeños cánones del subgénero, le falta tanto el “vapor” (steam) como el punk . El eterograf no es más que la nave espacial que exigía el libro.

Estética Kin dza dza o Steampunk en la vida real. Almacén abandonado en Ucrania

El jemplo más claro dentro del subgenero, para todos aquellos que no lo conozcan, es el fim soviético Kin Dza Dza (1986),creado e ideado ajeno a la definición que acababa de nacer en occidente, pero que sin embargo es el mejor y más genial representante de lo que es el steampunk. Una película irresistible, cada vez que veo un fragmento de ella, me dan ganas de flexionar las rodillas y gritar ¡ku!

Se me ocurre que es posible que mis comentarios induzcan a formarse una idea equivocada de que lo es Estrella Roja, desde luego no es una obra cumbre de la literatura, ni tampoco es una novela steampunk, es una novela utopica, muy similar a las de Morris o Bellamy, de esas que se toman en serio a si mismas. Pero eso no quita para que su lectura sea un buen ejercicio mental, el tiempo, la historia nos ha regalado una perspectiva que nos permiten leer de muchas maneras Estrella Roja, aunque sospecho que como mero entretenimiento no funciona. Pero si se es un arqueólogo del futuro, un entusiasta de las utopías, un curioso de la ciencia ficción, o fan de la literatura rusa Estrella Roja merece la pena. De hecho se me ocurren cientos de circunstancias donde su lectura no sera considerada una perdida de tiempo.

Noticias de Niguna Parte. William Morris.

Y termino, 9 años después de su publicación, en 1917 la revolución triunfaba en Rusia. En 1919, los soviéticos convertidos en los exportadores de la revolución mundial,  crean la Komintern (la internacional comunista). En 1924 se filma un corto, donde un héroe, el bolchevique  Kominternov (sic), persigue a los capitalistas burgueses hasta Marte, el último refugio de la autocracia. Agit prop y ciencia ficción de la mano de un corto tan interesante como Estrella Roja.


Tierra y libertad. Juegos de mesa en México

Si la pasada entrada la dedicábamos a mostrar como los juegos de mesa aparecían en un telediario, en esta oportunidad aprovechamos este blog para dar una nueva noticia. Kaliman (no el superhéroe mexicano, la persona que se esconde tras ese nick) ha anunciado en la bsk que el juego Tierra y Libertad ya está a la venta. De momento en México, pero en España lo distribuirá Generación X. Su lanzamiento y presentación oficial tendrá lugar el próximo 17 de abril en el Cerro de la Bufa de Zacatecas (México)

Tierra y Libertad es, de momento, una incógnita. Sabemos que será un juego temático (la revolución méxicana) y que, aparentemente, incorpora mecánicas de los llamados “card driven games”, vemos en las fotos que el mapa es “point to point”, que hay fichas (aunque no los tradicionales counters de cartón, más bien parecen peones de plastico, y cartas).

Por supuesto si me hago eco de la noticias es por que se ha despertado mi curiosidad. En primer lugar trata de la revolución mexicana, una revolución prácticamente desconocida en Europa a pesar de su importancia, de la que mis referencias y conocimientos unicamente son pinceladas, cuasi “románticas”, el corrido de Zapata que canta  Victor Jara, los comics del teniente Blueberry, los frescos de Rivera, la película de Einsestein “Viva México” y poca cosa más, y casi siempre México visto por ojos no mexicanos, lo que lleva normalmente a que prime lo pintoresco y exótico sobre lo material. La historia factual y nominal de los acontecimientos que ocurrieron entre 1910 y 1917 no es para mi más que un batiburrillo de nombres como Pancho Villa, Madero,  Huertas, Porfirio Díaz, Zapata, Carranza, incluso el joven Patton, que estaba con las tropas estadounidenses que intervinieron en México. Nombres y hombres que se suceden en una espiral de escaramuzas, batallas y emboscadas. Pero que cuesta, al menos a mi, identificar que intereses estaban detrás de cada una de esas personas y dar un sentido coherente a la revolución mexicana. Así Tierra y Libertad nos permite conocer este capítulo de la historia, un episodio de modernidad que por surgir donde surgió, en México, y acabar como acabó, una victoria revolucionarias a los puntos, por decirlo de algún modo, ha quedado relegado o ignorado en los manuales y programas de enseñanza europeos.

Por otro lado Tierra y Libertad es una oportunidad de conocer como se vive esto de los juegos de mesa en México, mejor que la imagén mental que tengamos construida en nuestra cabeza, si es que tenemos alguna, son las palabras del propio Kaliman en la bsk.

El mercado de juegos de mesa en México esta bastante  castigado, en muy pocos locales en toda la república podemos encontrar juegos de complejidad más avanzada que el Adivina Quien, o el Monopoly. Y los pocos locales que se atreven a importar estos juegos tienen que verselas con los costos de envío, la aduana puede catalogar estos productos como hechos en China y añadir un 300% de impuestos, ¡para proteger al mercado local! El tipo de cambio también pega ya que el dolar esta a 13.- pesos y el euro a 18.- pesos.

Ademas de esto existe un problema muy fuerte de lectura, tenemos un indice muy bajo de libros leídos por persona al año , imagínate cuando se trata de leer reglamentos que aparte de leerlos hay que entenderlos, a esto agrega que las jornadas laborales solo dejan un día libre , el cual casi siempre se destina para estar con la familia, descansar o ver la t.v., no me gusta ser tan pesimista pero es la realidad  y este es un grano de arena para cambiarla, quiero aprovechar la ola de los festejos del Bicentenario que se celebran este año para introducir este juego y acercar a las personas al pasado, a la historia, a los juegos de mesa que tanto pueden dejar y que valoremos y vislumbremos un futuro mejor.

Comenzar esta empresa a sido toda una odisea,  desde los testings, hasta la maquila, tal vez esto solo lo entiendan los que ya han hecho un juego  antes. El juego esta hecho en México, hice un pequeño tiraje de 1,000 unidades, por lo que el pedido no entraba en las grandes empresas que podrían ofrecer una calidad optima, por lo tanto la calidad de los materiales no es igual a la de los juegos hechos en Europa, pero creo que el juego cubre los estandares ya que me di a la tarea de encontrar la mejor relación entre calidad y precio con lo que contaba en el medio.

Estas palabras nos acercan a esas realidades que tanto acostumbramos a olvidar, aunque nos quejemos todavía estamos en el primer mundo, y tenemos un acceso relativamente sencillo a productos de muy relativa necesidad, como es la cultura del ocio y el entretenimiento. En muchos países es un lujo inasequible, y en otros muchos ni siquiera saben que existen. No digo con esto que nos quejamos de vicio, sólo constato, una vez más, que el mundo, sus riquezas están muy mal repartidas. Y que nosotros no nos asustemos ni nos volvamos unos pijoteros por la calidad de sus materiales, son otras las virtudes que parece encerrar Tierra y Libertad. Pero me alegra saber que hay inquietudes que ignoran las díficultades y luchan por salir adelante, y sobre todo, me adhiero a los principios que quieren que dominen su trabajo editorial.

Vanguardia Games considera que los juegos de mesa tienen significativas bonanzas :

- Son sociabilizadores porque se juegan en grupos de personas que interactúan de forma personal.

- Son ecológicos por que  se juegan desconectados y sus materiales son reciclables.

- Son económicos ya que se pueden jugar una gran cantidad de veces.

- Estimulan el desarrollo intelectual ya que los jugadores toman deciciones estratégicas, lógicas y matemáticas que además concientizan sobre causa y efecto.

- Los  juegos de simulación histórica  sirven como introducción a las personas que desconocian dicho suceso y como complemento didáctico a las que ya tenian conocimiento sobre él.

- Ayudan también a manejar la victoria y a tolerar el fracaso en los niños y adultos, todo esto aunando a la diversión y esparcimiento que proporcionan.

Yo sólo espero que está experiencia de Vanguardia Games, si no me confundo editorial y tienda, creadas con motivo de este juego tenga suerte en esta aventura, y que veamos un segundo juego (yo ya he votado en su encuesta de la web para el proximo juego, por el tema de la “invasión francesa” a México de las huestes de Napoléon III). Por cierto Kaliman, no se si sirve como referencia de algo, pero más del 10 % de los visitantes de este blog son visitantes de México.

Ficha del juego en  Board Game Geek

Animación flash “México. Del imperio a la revolución”

La web de la editorial Vanguardia Games, para comprarlo online: http://vanguardiagames.com/web/

Comprando juegos de mesa. Una tienda online y una física

Que nadie se lleve a engaño, no voy a ofrecer con esta entrada  una guía de como y donde comprar buenos, bonitos y baratos juegos de mesa. Hoy solo quiero saludar la aparición de una nueva tienda online Juegame Store, y a su dueño, viejo compañero del foro de juegos de mesa la bsk.

Son bastantes la tiendas online donde un aficionado puede satisfacer sus necesidades. Probablemente la más veterena sea Másqueoca, de Madrid. Pero quizá la que marcó un antes y un después fué La Pcra. Una tienda online ubicada en Granollers  que se preocupaba por estar en contacto con el gusto del aficionado, por tener los precios competitivos y si era posible anticiparse y adivinar el gusto del aficionado. A partir de La Pcra llegaron la cordobesa Dracotienda, la bilbaína Planeton Games, la barcelonesa Juegosdmesa y ahora llega, desde Cullera, Juegame Store.

Son muchas ya las tiendas al alcance de un par de cliks de ratón, el hecho de decantarse por una u otra vendrá dado por términos de precio, stock y, supongo, que en términos de simpatía también.

Yo he comprado juegos en todas ellas, y el trato y servicio siempre ha sido excelente. Todas ellas se han preocupado por dar un valor añadido a su producto. Han patrocinado eventos virtuales y físicos, han colaborado en sacar adelante proyectos de muchos aficionados y se han preocupado de que el último grito en juegos de mesa, normalmente un producto de importación, no tardara en estar en su stock.  Yo no podría recomendar una sobre otra.

Pero, por que no decirlo, son tiempos difíciles, y para empezar más todavía. Por eso quiero dedicar estas lineas a Juegame Store, para ayudarles en la medida que soy capaz a que se conozca su existencia, luego que cada uno decida donde gastar sus dineros. Juegame Store comienza con un catalogo bastante amplio, pero sobre todo aporta una novedad muy interesante en estas tierras. Juegame Store vende y compra juegos de 2ª mano, algo más habitual de ver en países anglosajones, pero de lo que nos hemos olvidado en esta tierra. De la necesidad, virtud supongo. En un momento que los gastos en productos culturales han pasado a pensarse dos veces, me parece una gran idea.

Es por todo esto por lo que he decidido colocar un banner de Juegame Store en este blog, por eso y por que las entradas son tan efímeras que apenas si duran en la memoria. Que nadie piense que este blog está patrocinado, es sólo una colaboración desinteresada para echar una pequeña mano en sus primeros meses de existencia, mi manera de desear a Punisher toda la suerte del mundo en esta aventura.

Jordi y Alfred.

Por otro lado y aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, también toca hablar de una tienda física, JugarxJugar, que acaba de hacer disponible en la red su catalogo de juegos. JugarxJugar está en Barcelona, en la avenida Gaudí, muy cerquita de la Sagrada Familia. Allí están Alfred y Jordi, dos tipos encantadores  ofreciendo a propios y extraños esos juegos de los que tan poquita gente a oído hablar. A diferencia de las tiendas online hechas más para un comprador especializado en JugarxJugar nadie compra a ciegas, los juegos están abiertos y explican y juegan los juegos antés de venderlos. Por eso para cualquiera de BCN o visitante ocasional que le pique el gusanillo de los juegos y tenga curiosidad JugarxJugar es su tienda. No perdera el tiempo, se dará un paseo por una zona preciosa, echara como mínimo unas risas y conocerá juegos que le sorprenderán. También a ellos les dedicó un banner.

Y ya terminó, a pesar de los tiempos que corren, en el mundo de los juegos siguen pasando cosas, nuevas editoriales, Gabinete Lúdico, 3th Bellica Generation, nuevas tiendas, nuevos aficionados, interés de los medios (el heraldo de Aragón, la sexta por los juegos print and play), etc… ¿Cuando llegará la hora de que los juegos de mesa se vean reconocidos como industria cultural?

Y aprovecho ahora para volver con una vieja reclamación, en julio el Iva aplicable a estos juegos será el 18%, otro palo más, y mientras tanto, los videojuegos, que no tengo nada contra ellos, seguirán al 4%. Esa reducción de IVA afecta a todos los procesos desde la edición distribución y venta. Y como ya empiezan a ser muchos yo creo que va llegando la hora de que se sienten en una mesa y se organicen como industria. Visto esta que al ciudadano corriente no escuchan